¡ ¡ ¡ É t e r V e r t i d o E n E l P o l e n ! ! !

¡ ¡ ¡ É  t  e  r    V  e  r  t  i  d  o     E  n    E  l   P  o  l  e  n  !  !  !
H e P r e p a r a d o U n a P ó c i m a E s p e c i a l !

lunes, 25 de febrero de 2013

¡ A s a z L u n á t i c o !

Te Amo, Oh Selene.  Eso, ha sido siempre así. Pese a Todo.



Este conticinio lunar y febreril, ni corto ni perezoso, me escapé con carácter de urgencia a La Rinconada del Barrio Chino en Valencia del Cid, a una sesión extraordinaria con Mi Alienista Privado, Doctor Robiñano Fulmarus Pytek, en su peligroso gabinete del edificio más vesivilar de la manzana urbana.

No eran horas para la intempestiva visita...para otro que no fuera el chiflado de Robiñano, natural...pero recordé que en una de mis postreras entrevistas en El Casino Antiguo de Castellón de La Plana -donde además coincidí con Mi Exorcista y Director Espiritual, Pater Fulmar- el buen Doctor me dijo que me pasara a verle para charlar.Y, al fin, me asistían muy buenas razones.


Así que, otra vez delante del oxidado letrero que anuncia su consulta, pulsé y me abrió de inmediato.

-¡Siempre bienvenido, sansirolé!-  dijo con ese tono de estar más sonao que yo y que tanto me agrada.

-No me molestas en absoluto, estaba hastiado ya de hacer malabares con mis plumas estilográficas.¡Venga, siéntate y tómate el pertinente dedal de ajenjo -¡¡literalmente Su Majestad Robiñano siempre me ofrece un dedal de coser con algo de robín con dos gotas de "Hada Verde"!!- y empieza a narrar!


Mientras escenificaba estirándose los pabellones de las "sus orejas" de psiquiatra travieso y díscolo, le dije que pusiera pese a ser de madrugada, "Always The Sun" de Hugh Cornwell ( él y un servidor tenemos los mismos gustos musicales) pues necesitaba ese contraste del que hablan los "Stranglers" sobre El Sol debido a la sobredosis de Plenilunio este pasado fin de semana, que era lo que me traía a la tela de araña del alienista. Y empecé mi perora, que no fue sino la que a continuación transcribo:



Los últimos meses del año pasado, se me repetía un sueño que titulé "Nexo" y del que además dejé referencia en este mismo apartado de "Éter Vertido En El Polen" La substancia del mismo era el intento de alguien anónimo procurando entrar subrepticiamente a altas horas de la madrugada, y que afortunadamente no conseguía su propósito. Las llaves de mi hogar siempre eran la constante misteriosa, pues en ocasiones, soñaba que las tenía debidamente puestas en su cerradura, y otras no identificaba bien su situación. Esa falta de rigor en la seguridad de Mi Lar, abría una fisura de indefensión frente a algo extremadamente desconocido y ominoso. Llegué a la conclusión, que quien estaba al otro lado podría ser hasta YO MISMO, a punto de entrar en determinados estratos de conciencia.

Todo lo que me sume en el misterio me satisface, y llegando el fin de año olvidé el asunto, porque además no volví a tener ese sueño peculiar.

Ahora han transcurrido dos meses desde que el MMXIII empezó.

En enero, un buen día de los típicos míos -de los de "a carajo sacao"- me largué a no sé qué gestión dejándome las llaves completas en la reja exterior que da a la calle-¡¡nada menos que a "la puta y delincuencial rúa"!!- Estaba en una localidad cercana, y después de los habituales descartes, me quedó volver y comprobar que las había abandonado en la referida cancela de mi edificio, y que un vecino las guardó por seguridad.

Este fin de semana, marcado sin ningún género de duda por la virulenta Luna Llena de Febrerillo "El Loco" que toma su esplendor oficialmente hoy lunes, me fugué el viernes a uno de mis refugios castrenses secretos en la cercana costa levantina con la familia. Al llegar al "Castillo" me percaté de que las llaves de casa no las tenía. Y esta vez, no me escapaba. Pintaban Bastos: Eran las once menos cuarto de la noche. No podía disfrutar todo el fin de semana en mi escondite sabiendo que las llaves de casa podían estar otra vez colgadas en la cancela exterior de la finca, al alcance de cualquiera de mis enemigos naturales u otros seres todavía no catalogados. 


Tras hacer reunión de gabinete con mi amada y paciente esposa (¡¡¡Mi Oíslo!!!) y mis dos hijitas-princesas, decidí irme, ya que dentro de lo malo estaba a una hora y cuarto de casa.

Las dejé confortablemente instaladas, y fue entonces cuando se pusieron en marcha todas las Teorías del Señor Murphy una detrás de otra e inmisericordes:

-El depósito del coche estaba en la más absoluta de las reservas, tocándome perderme por varios polígonos hasta dar con la más perrillera gasolinera.

-Un temporal de frío y viento azotaba apocalíptico la autopista, con góticas nubes emergiendo insólitas de la propia carretera, pareciendo que circulara sobre las brasas de la mismísima Gehenna de Fuego.

-En uno de los tramos, en mitad de la Nada, un trailer volcado aparatoso y siniestro, retrasaba mi verificación de las llaves, pues no llegaba nunca a mi hogar.

No obstante, Santa Rita, Patrona de Los Imposibles, logró, burla burlando, permitir mi arribada a la villa y tras unos minutos de nerviosismo, desperté al vecino que tenía más a mano...y cuál no sería mi sorpresa, cuando bajó con mis llaves.

Me dediqué unos segundos para reir de mí mismo, subí a casa, cogí un Cd de Roger Hodgson "In The Eye of The Storm" (¡¡Venía al pelo!!) , tres Chupa-Chups de diferentes sabores para el viaje y regresé por donde había venido.





Murphy me seguía acosando: Al entrar en el peaje de la autopista, una doble pareja de La Benemérita, surgidos como por ensalmo igual que los jirones de nubes de la carretera, me detuvo satisfecha ( es comprensible, debido al hastío que la ausencia de tráfico les debía proporcionar) Gracias al especial "Nexus" con estos sobresalientes hombres defensores de la ley, no me retuvieron más de lo necesario, pero muchas veces los ratos de charla pacífica se prolongan más que las propias situaciones beligerantes, y parecía que no llegaba nunca. Menos mal que a pesar de mi aspecto enajenado y psicasténico no valoraron que es peor un estado enervante que cinco copas de "Torres Diez"

¡Hete! Casi estaba ya en Mi Residencia de Descanso con mi mujer y mis hijitas, cuando a falta de dos kilómetros en una rotonda de la villa marinera un control de Los Nacionales [Sobresalientes Agentes también] me pararon. Sin embargo, no sé que cara pondría -un poema ¡un poema!- que me dieron las buenas madrugadas y me franquearon el paso.

                     *                                *                           *


De esta manera me escuchó atento Robiñano todos los extremos referidos entre chupito va y chupito viene de absenta, cuando le requerí:

-¿Qué opina Galeno?


Y Robiñano, dejando a un lado la botella de ajenjo, y cogiendo otra vez sus siete carísimas estilográficas, volvió a ejecutar malabares delante de su escritorio de cerezo de Yuste con virtuosismo, en tanto dictaminaba:

-¡¡¡¡¡¡¡ Asaz Lunático, Sansirolé!!!!!!!

viernes, 1 de febrero de 2013

¡ ¡ ¡ ¡ H e P r e p a r a d o U n a P ó c i m a E s p e c i a l ! ! !





¡¡¡ Febrerillo   "El Loco" !!!



Adoro este mes, siempre percibo signos y experimento Visitaciones.

En este año, al llegar el Uno de Febrero, me he percatado de que no tenía aún hecho el dibujo simbólico correspondiente a este Cuaderno de Bitácora.


Pleno de extrañas facultades, casi guiado por una mano invisible y artística, de un golpe -como si fuera "El Sastrecillo Valiente" - he podido pintarme en la situación adecuada para La Inmortalidad, condecorando este escritorio cablegramático que carecía de su pertinENTE  obra maestra.


Queridos Tinguiritas, Martinicos y Demás Seres Elementales, ya tenéis donde mirar y echar vuestros dones.  


¡¡¡¡A Descansar!!!!  Ya está bien por Hoy.